10 'buddy movies' para el recuerdo

Las mejores parejas de la comedia de acción

A pesar de existir numerosos ejemplos anteriores, Shane Black y su guión de Arma letal elevaron a la categoría de subgénero la buddy movie, esto es, y hablando de forma general, películas de acción con una importante carga de comedia en la que los protagonistas suelen ser dos personas de características contrapuestas: el negro y el blanco, el extrovertido y el reservado, el policía y el delincuente…muchos son los ejemplos que han inundado las carteleras con esta fórmula, especialmente a finales de los ochenta y primeros años de los noventa, la edad dorada del actioner comercial. Con esta premisa, Patrick Hughes dirige en El otro guardaespaldas a Ryan Reynolds y Samuel L. Jackson, a los que convierte en un guardaespaldas y un sicario, rivales irreconciliables en el negocio de mantener a los peces gordos con vida, que deberán unir fuerzas para meter en la cárcel a un genocida con el rostro de Gary Oldman.

 

Aprovechando la tesitura, nada mejor que recordar en la galería sobre estas líneas diez parejas de policías (o algo parecido a ello) que han hecho las delicias de los espectadores a lo largo de estos últimos treinta años a base de tiros, peleas físicas (y dialécticas) y chascarrillos.

Límite: 48 horas (Walter Hill, 1982)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

El malhumorado y anárquico policía Jack Cates ( Nick Nolte) se ve obligado a colaborar con Reggie Hammond ( Eddie Murphy), un timador de poca monta malhablado y vacilón capaz de acabar con la más estoica de las paciencias. El resultado es un divertidísimo policiaco con acertados toques de comedia y estupendas secuencias de acción (dirige Walter Hill. Poca broma con eso) que fue evidente precedente de Arma letal y se articula en torno al magnífico contraste de caracteres y los chispeantes diálogos de sus dos personajes protagonistas. Su secuela, 48 horas más (Walter Hill, 1990) llegó un poco tarde y, sin ser despreciable, era un más de lo mismo en el que se exageró un poco el toque cómico. Hill repitió en el subgénero con la inferior pero simpática Danko: Calor rojo (1988) y hace bien poquito con la estupenda e ignorada Una bala en la cabeza (2012), en la que la pareja la componían Sylvester Stallone y Sung Kang.

Compra Límite: 48 horas

Arma letal (Richard Donner, 1987)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

La buddy movie más famosa de la historia del cine, y aquella que convirtió esta premisa argumental en un subgénero, fue el resultado de una espectacular sinergia nacida de la brillantez del guion de Shane Black y el buen estado de forma de un director tan competente en el género como Richard Donner. Nunca habrá una pareja como el temerario y autodestructivo Martin Riggs ( Mel Gibson, en uno de los personajes mejor dibujados de la historia del actioner) y el conservador y cascarrabias detective al borde de la jubilación Roger Murtaugh ( Danny Glover), quien deja una frase para la posteridad: “I´m too old for this shit”. Una obra maestra que se convirtió en una cuadrilogía que fue perdiendo calidad conforme pasaron las secuelas y, lo que es peor, acabó por domesticar a Riggs a raíz de la aparición del infame personaje de Rene Russo.

Compra Pack Arma letal

Tango y Cash (Andrei Konchalovsky, 1989)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

Atentos a la jugada: prestigioso renovador del cine soviético, responsable de películas tan reputadas como Siberiada (premio del jurado en Cannes en 1978. 275 minutos del ala) se decide a hacer las Américas y acaba dirigiendo, entre otras, una película para la Cannon (la notable El tren del infierno) y este policiaco derivado en actioner carcelario (no sabemos que subgénero nos gusta más de todos ellos) con dos titanes como Sylvester Stallone y Kurt Russell de pareja de polis encarcelados por un complot y el legendario Jack Palance como villano. Lástima que numerosos problemas de producción y las disputas del realizador con Stallone (que acabó despidiéndolo antes de terminar el rodaje) mermen la eficacia del film, a pesar de ello reivindicable para los fans del actioner ochentero.

Compra Tango y Cash

El principiante (Clint Eastwood, 1990)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

Después dos obras de prestigio como Bird (1989) y Cazador blanco, corazón negro (1990) y en una etapa de ritmo de trabajo estajanovista en su trayectoria como realizador, Clint Eastwood se entregó al placer culpable (en parte, por ciertas urgencias económicas y compromisos con la Warner) con este policiaco en el que contrastaba la veteranía y mal café de su personaje (una suerte de recuperación de Harry Callahan) con lo estricto y previsible del policía interpretado por Charlie Sheen, paradigma del concepto de novato aplicado que flipa con los anárquicos y expeditivos métodos de su nuevo compañero. El resultado es una chispeante película de acción que depara pocas sorpresas pero sí un buen rato de diversión y un trasfondo algo más oscuro al que acostumbraba el subgénero. Películas menores así nunca han sobrado.

Compra El principiante

El último boy scout (Tony Scott, 1991)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

Una vez más, las bondades de una de las mejores y más vitriólicas buddy movies que ha dado el cine norteamericano salen de la pluma de Shane Black, un ácido retrato de una América decadente y darwinista apoyado en la enérgica y esteticista puesta en escena de Tony Scott y ese talento animal que tenía Bruce Willis para interpretar al antihéroe cínico y hastiado. Junto ese detective fumador compulsivo, semialcohólico y cornudo (el reverso políticamente incorrecto de John McClane) tenemos a un ex jugador de fútbol americano (Damon Wayans) expulsado de la competición por consumo de drogas en una trama noir de corrupción deportiva y política. El último boy scout es, además de la secuela de Jungla de cristal que siempre quisimos, una sensacional película de perdedores.

Compra El último boy scout

Dos policías rebeldes (Michael Bay, 1995)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

Jerry Bruckheimer y Don Simpson decidieron que Michael Bay sería su nuevo Tony Scott y le hicieron debutar en esta ultracomercial propuesta de acción y comedia impulsada por el momento de fama como cómicos que vivían Martin Lawrence y, sobre todo, Will Smith, recién salido de la sitcom El príncipe de Bel-Air. Dos policías negros: uno, trabajador y responsable padre de familia; el otro, rico, impulsivo y en la poli por amor al arte. Ambos deberán proteger a una testigo ( Tea Leoni) y, en un momento dado, intercambiarse su roles vitales. Puede que por la inexperiencia de Bay y sus intérpretes en el género, el film funciona mejor en los momentos de comedia que en los de acción, menos de los esperados y rodados con escasa pericia. Tal vez por quitarse la espina, Bay se sacó de la manga uno de los espectáculos de acción más abrumadores y pantagruélicos que se han visto en una pantalla de cine en Dos policías rebeldes 2, secuela superior que también contaba con valiosísimos cortes de comedia, como la secuencia del chaval que pretende invitar a salir a la hija de Lawrence.

Compra Dos policías rebeldes

Jungla de cristal 3: La venganza (John McTiernan, 1995)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

La química entre un John McClane ( Bruce Willis) resacoso y de vuelta de todo y un tendero afroamericano (genial Samuel L. Jackson) conspiranoico y peleado con el mundo blanco es el mayor activo del regreso de John McTiernan a la saga, una trepidante gymkana por las calles de Nueva York para ir salvando las trampas y pruebas de Simon ( Jeremy Irons), el hermano de Hans Gruber, villano de la primera parte. Un clásico de los noventa que funcionaría a la perfección como buddy movie independiente de la saga, y que acumula momentos brillantes (el prólogo en Harlem, la magnífica pelea del ascensor) a pesar de algunos fallos tontos de guion.

Compra Jungla de cristal: La venganza

Hora punta (Brett Ratner, 1998)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

El impersonal Brett Ratner sacó mucho jugo cómico del contraste entre un asiático recto y estirado ( Jackie Chan) y un afroamericano charlatán y pesadilla (Chris Tucker, en la saga que solucionó su vida y la de sus tres generaciones venideras), pero más aún del talento de Jackie Chan para las coreografías, verdadero gancho de un film sin las cuales el espectáculo perdería muchos puntos. Una simpática tontería con un puñado de peleas atractivas y algún chiste racial aprovechable que bordea el ridículo cuando intenta ponerse más seria de la cuenta. El caso es que tuvo dos secuelas, una simplemente visible y la última de ellas verdaderamente mala, por mucho Roman Polanski que saliera.

Compra Hora Punta

Kiss Kiss Bang Bang (Shane Black, 2005)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

Después de haberse apropiado por derecho del subgénero y haberlo amoldado a sus inquietudes en films como Arma letal, El último boy scout o Memoria letal (chorrada de título español para The Long Kiss Goodnight), Shane Black decidió retorcerlo, parodiarlo e insuflarle grandes dosis de metalenguaje (algo que ya había hecho con el cine de acción en la injustamente olvidada El último gran héroe) en este hilarante y disparatado relato de perdedores con un impagable Val Kilmer en su papel de detective gay y un antológico Robert Downey Jr pre-Iron Man haciendo de pagafantas antes de que se inventara el término. Posmodernismo bien entendido con algunos de los diálogos más sublimes oídos en una sala de cine.

Compra Kiss Kiss Bang Bang

Arma fatal (Edgar Wright, 2007)

10 'buddy movies' para el recuerdo

 

Superior a la película que les dio la fama, la excesivamente alabada y simplemente divertida Zombies Party (no digamos ya a esa mediocridad titulada Bienvenidos al fin del mundo), esta parodia del cine de acción y la buddy movie a cargo el equipo Edgar Wright- Simon Pegg- Nick Frost supone la mejor de sus colaboraciones, una afilada y espectacular broma a costa del cine de acción hollywoodiense que no por ello deja de cargar las tintas contra las convenciones del encorsetado sistema británico. Divertida y bien dirigida, su carga paródica gira en torno a un eje innegociable: el cine de Michael Bay y, especialmente, Dos policías rebeldes 2 y su paroxismo visual e ideológico.

Compra Arma fatal

Autor: Carlos Morcillo Mira | Guía del Ocio Fecha de actualización: 22/08/2017

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.



La revista hace un paréntesis

Por la situación actual, la revista Guía del Ocio ha tenido que hacer un paréntesis, pero pronto regresará.

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs

Logo del blog de Guía del Ocio Revoluciones por Minuto

RPM: “PROMESAS CUMPLIDAS”

De Luis Javier Martínez

Con la música electrónica tengo una relación de amor y odio, y aunque los dos discos anteriores de Floating Points no me h...


Podcast de cine: BUTACA VIP