El País
Imprimir

12 musicales modernos de cine

Viviendo en una melodía

Que 2017 se despida con dos películas de marcado carácter musical como El gran showman y Dando la nota 3 refleja el buen momento que atraviesa actualmente el género musical, confirmado por el éxito rotundo de La ciudad de las estrellas (La La Land) como uno de los grandes hitos del séptimo arte en el año que termina. Mientras Hugh Jackman hace realidad su sueño de crear el circo más espectacular del mundo, Las Bellas, el grupo de cantantes a capela liderado por Anna Kendrick y Rebel Wilson, se rebela contra los grilletes de la vida adulta y se reúne una última vez para una gira mundial en la que intentarán levantar la moral de las tropas americanas de todo el globo.

 

Con motivo de estos dos estrenos, recordamos en la galería sobre estas líneas algunos de los mejores musicales de los últimos años.

Bailar en la oscuridad (Lars Von Trier, 2000)

12 musicales modernos de cine

 

Sólo al enfant terrible del cine de autor moderno se le ocurriría orquestar un musical con el objetivo de devastar la moral del público, en este caso en torno a la música de Björk (con la que tuvo chicas y grandes durante el rodaje) y protagonizado por la propia artista islandesa, en un duro retrato sobre la precariedad de la clase trabajadora en la América profunda que cuenta con el final más desolador jamás visto en una película musical.

Compra Bailar en la oscuridad

Moulin Rouge (Baz Luhrmann, 2001)

12 musicales modernos de cine

 

A caballo entre la estética del videoclip moderno y el barroquismo recargado a ritmo de la sensacionales canciones de su tracklist, el australiano Baz Luhrmann sublimó su particular concepción del kitsch con un portentoso despliegue de imágenes y ritmos acompañando a la algo estomagante historia de amor entre Nicole Kidman y Ewan McGregor. Un plato no para todos los gustos, pero de indudable personalidad y encanto.

Compra Moulin Rouge

Chigaco (Rob Marshall, 2002)

12 musicales modernos de cine

 

Adaptación oscarizada (nada menos que seis estatuillas) por parte de Rob Marshall del famoso musical de Broadway que cuenta la historia de dos mujeres del mundo del espectáculo que, tras asesinar a sus respectivas parejas, tratan de que su caso judicial sea el centro de atención. Inteligente dirección de Marshall (que nunca alcanzaría este nivel en posteriores propuestas) y gran trabajo de Richard Gere y Catherine Zeta-Jones, así como de Queen Latifah como actriz secundaria.

Compra Chicago

El fantasma de la ópera (Joel Schumacher, 2004)

12 musicales modernos de cine

 

Puede que en su última película valiosa, Joel Schumacher pudo por fin cumplir su sueño de llevar al cine la obra musical de Andrew Lloyd Webber y lo hace de manera tan efectiva como fastuosa, con un gran trabajo de su trío interpretativo: los por entonces desconocidos Gerard Butler, Emmy Rossum (hoy en un triste segundo plano) y Patrick Wilson. Secuencias rodadas y montadas con brío entre interludios en formato flashback que podrían pertenecer al universo Tod Browning o al mejor Tim Burton.

Compra El fantasma de la ópera

Team America: La policía del mundo (Trey Parker, Matt Stone, 2004)

12 musicales modernos de cine

 

Aparte de ser una de las sátiras más hirientes y salvajemente divertidas que Hollywood ha hecho tanto del panorama político internacional como de sus propias entrañas, a cargo, cómo no, de esos francotiradores insobornables que eran Parker y Stone, este calculadísimo disparate contaba con no pocos números musicales en los que la corrección política saltaba por los aires, con canciones dedicadas al SIDA (parodiando Rent) o a las capacidades interpretativas de Ben Affleck.

Compra Team América: La policía del mundo

Dreamgirls (Bill Condon, 2006)

12 musicales modernos de cine

 

Además de un musical trepidante con voces del talento de Beyoncé o Jennifer Hudson (que se alzó con la estatuilla a la mejor actriz secundaria) y el gran trabajo de Jamie Foxx y Eddie Murphy, Dreamgirls es un atinado retrato sobre el precio de la fama y los mecanismos de seducción del mercado del talento que no se veía desde la espléndida El fantasma del paraíso, de Brian De Palma. Los números están ejecutados con gran sentido del espectáculo por un Bill Condon aún en forma.

Compra Dreamgirls

Hairspray (Adam Shankman, 2007)

12 musicales modernos de cine

 

Pasando por alto el componente bizarro de que John Travolta transformado se encargue del papel que hiciera Divine en la original de John Waters, este remake del flojito Adam Shankman no aporta demasiado al original más que llevar de nuevo la historia y canciones al público de nueva generación. De todas formas, se deja ver con agrado.

Compra Hairspray

Sweeney Todd: El barbero diabólico de la calle Fleet (Tim Burton, 2007)

12 musicales modernos de cine

 

En un principio, la adaptación del guion por parte de John Logan de la obra de Stephen Sondheim, Christopher Bond y Hugh Wheeler no hubiera encontrado un mejor director que Tim Burton si no llega a ser porque éste no se encontraba en un momento especialmente inspirado de su carrera. Queda un sensacional diseño de producción premiado con el Oscar y algunas secuencias de terror logradas, pero el espectáculo en general es bastante decepcionante.

Compra Sweeney Todd: El barbero diabólico de la calle Fleet

Mamma Mia! (Phyllida Lloyd, 2008)

12 musicales modernos de cine

 

Es un caso curioso: en la mayoría de sus aspectos formales, esta adaptación de la obra de teatro basada en la música del grupo sueco ABBA es un absoluto desastre: los actores no dan la talla musical (ojo a Pierce Brosnan) y la puesta en escena de Lloyd es errática en el mejor de los casos, amén de una historia decididamente chorra. Pero cuando empiezan a sonar esas canciones, es imposible no esbozar una sonrisa de simpatía hacia ella.

Compra Mamma Mia!

Los miserables (Tom Hooper, 2012)

12 musicales modernos de cine

 

Con un impresionante reparto que incluía a Hugh Jackman (el más dotado para el género), Russell Crowe, Eddie Redmayne, Anne Hathaway, Amanda Seyfried, Helena Bonham-Carter…el realizador Tom Hooper ( El discurso del Rey) adapta el famosísimo musical basado en la obra de Victor Hugo con irregulares resultados por culpa de una equivocada puesta en escena, excesivamente efectista.

Compra Los miserables

Begin Again (John Carney, 2013)

12 musicales modernos de cine

 

John Carney lleva la música en la sangre, y eso se nota demasiado en este drama romántico de segundas oportunidades al que sabe dar convenientemente la vuelta para elaborar un interesante discurso sobre la mercantilización del talento y los medios de producción culturales, además, por supuesto, de ser un canto de amor melómano muy bien llevado por Mark Ruffalo y Keira Knightley. Optimista, sincera y algo fantasiosa.

Compra Begin Again

Sing Street (John Carney, 2016)

12 musicales modernos de cine

 

El irlandés John Carney, ex bajista del grupo The Frames y cuyo cine siempre alberga un fuerte componente musical (por no decir que gira en torno a ella) vuelve, tras las espléndidas Once y Begin Again, a rendir homenaje a su pasado musical con la deliciosa historia de los orígenes de una banda adolescente de rock en el Dublin de los años ochenta. Puede que, como en anteriores ocasiones, a Carney se le vaya un poco la mano con la nosltagia idealizada, pero el film sigue siendo una delicia para la vista y los oídos.

Compra Sing Street

Autor: Carlos Morcillo Mira | Guía del Ocio Fecha de actualización: 26/12/2017
 




Servicios


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs