El País

Artículo: En un planeta misterioso

  • Autor: Ignacio P. Rico
  • Fecha: 12/05/2017
Ridley Scott vuelve a tomar las riendas de la franquicia con un filme que devuelve a la saga sus cualidades terroríficas.
Alien: Covenant
  • Género: Ciencia-ficción
  • Fecha de estreno: 12/05/2017
  • Director: Ridley Scott
  • Actores: Michael Fassbender (David / Walter), Katherine Waterston (Daniels), Billy Crudup (Oram), Danny McBride (Tennessee), Demián Bichir (Lope), James Franco (Branson), Carmen Ejogo (Karine)
  • Nacionalidad y año de producción: EE.UU., Reino Unido, Nueva Zelanda, Australia, 2017
  • Calificación: No recomendada menores de 16 años

+ info

La última entrega hasta la fecha de la serie de filmes inaugurados en 1979 por Alien, el octavo pasaje­ro, Prometheus (2012), se convirtió casi de manera automática en un tí­tulo maldito. Una obra en la que los valores audiovisuales aportados por Ridley Scott y su equipo acababan siendo echados por tierra, princi­palmente, a causa del nefasto guion firmado por Damon Lindelof y Jon Spaihts, que las imágenes del lar­gometraje no sabían trascender. Sin embargo, la saga continúa, ab­solutamente consciente de la ne­cesidad de superar este ilustre tro­piezo y proyectarse hacia nuevos horizontes. Lo hace con una vuelta a los orígenes que tiene no poco de recorrido por los highlights de los títulos previos. Si a la producción original la atravesaban los fantas­mas de Conrad y Lovecraft, James Cameron flirteaba en Aliens: El re­greso (1986) con una ciencia ficción adrenalínica que aunaba el pesimis­mo tecnológico con una reflexión a propósito de la mujer como motor de transformación del mundo. Más tarde, David Fincher ofrecería en la reivindicable Alien 3 (1992) la in­mersión en un universo ensombre­cido por las creencias y obsesiones atávicas del hombre. Y quince años antes de Prometheus, Jean-Pierre Jeunet, con Alien: R e s u r r e c c i ó n (1997), se situaba en la órbita de un fantástico algo re­lamido, pero cuyas consideraciones filo­sóficas sobre el espí­ritu de la posmoderni­dad merecen atención.

 Ridley Scott reivindica en Alien: Covenant las raíces más tenebrosas. Un filme que entiende el ho­rror como la última frontera de la aventura. La tripulación de la Covenant, una nave co­lonial, viaja hacia los confines de la galaxia con tal de visitar un planeta desconocido cuyas condiciones atmosféricas y geo­gráficas prometen un paraíso inex­plorado. Jacob Branson es el joven e impetuoso capitán de la nave, y lo acompañan en la travesía la exper­ta en terraformación Daniels, quien es además su esposa, y los androi­des David y Michael, entre otros. Su primer encuentro con el planeta les deparará, sin embargo, una desagra­dable sorpresa: una letal raza extra­terrestre, de origen misterioso, los acorralará hasta el punto de amena­zar seriamente sus posibilidades de supervivencia.

Y además

El futuro de la saga

Alien: Covenant se desarrolla después de Prometheus e inme­diatamente antes que los acon­tecimientos narrados en Alien: El octavo pasajero. Sin embargo, los planes de Ridley Scott se ha­llan lejos. Hace poco, el cineas­ta y productor aseguraba que nunca dejaría de rodar pelícu­las de Alien. Por lo pronto, se es­pera que, si el filme ahora estre­nado tiene éxito, pronto llegue Awakening, que cerraría la trilo­gía conformada por Prometheus y Covenant, relatando aconteci­mientos que tendrían lugar en­tre ambos largometrajes. El sor­prendente y loco plan de Scott es rodar tres nuevas películas posteriormente.

Ir a la película >

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.



La revista hace un paréntesis

Por la situación actual, la revista Guía del Ocio hace un paréntesis y regresará en septiembre.

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota






Podcast de cine: BUTACA VIP