El País
Imprimir

Crítica: Subvirtiendo narrativas

  • Autor: Ignacio Pablo Rico
  • Fecha:
Colossal

Lo mejor:
Es un trabajo tan divertido como perverso y demoledor

Lo peor:
No se le presta la suficiente atención aún a las estimulantes reflexiones de Vigalondo a propósito de la naturaleza de géneros e imágenes

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 3 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
2.8
33 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Comedia
  • Fecha de estreno: 30/06/2017
  • Director: Nacho Vigalondo
  • Actores: Anne Hathaway (Gloria), Jason Sudeikis (Oscar), Austin Stowell (Joel), Tim Blake Nelson (Garth), Dan Stevens (Tim), Hannah Cheramy (Gloria joven), Nathan Ellison (Oscar joven)
  • Nacionalidad y año de producción: España, EE.UU., Canadá, Corea del sur, 2016
  • Calificación: No recomendada menores de 12 años

+ info

Los denodados esfuerzos del realizador y guionista Nacho Vigalondo por hacerse entender y apreciar a toda costa, así como una obsesión con la autopromoción que ha acabado condicionando el espíritu de la producción que nos ocupa -"oportuno" relato de empoderamiento femenino, en pleno auge de cierto feminismo surgido en redes sociales que ha pegado fuerte en el ámbito del director con su obsesión por el linchamiento de cualquier personalidad cultural reticente a comulgar con sus eslóganes disfrazados de ideario-, no debe en absoluto distraernos de los rotundos méritos que atesora su filmografía. El autor de Los cronocrímenes o de la infravaloradísima Open Windows, su penúltima producción, firma en esta ocasión una rara avis que transmuta los usos sentimentales y arquetipos de la comedia romántica indie en sombría ficción fantástica en torno a la violencia machista. Indagación en la agresividad que se agazapa en modos tanto narrativos como existenciales de apariencia inofensiva e inocua (hay un juego muy interesante con el rol de Jason Sudeikis, habituado a aparecer en pantalla como tontorrón encantador), Colossal ofrece uno de los discursos feministas más convincentes, le pese a quien le pese, del cine reciente. Más allá de la ingeniosa idea de partida, no solo logra erigirse en una muy divertida e imprevisible deconstrucción de sí misma, sino que plantea una inteligente tesis sobre la sublimación del yo a partir de una conquista que tiene lugar en el territorio de las imágenes.

Ir a la película >




Servicios


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!


Blogs