Crítica: Tratado audiovisual acerca del presente, pasado y futuro de la especie que combina estampas de cine sublime con minutos de pretencioismo de digestión difícil

  • Autor: Roberto Piorno
  • Fecha:
El atlas de las nubes

Lo mejor:
Está llamada a ser película de culto

Lo peor:
Sus desmedidas pretensiones acaban siendo un obstáculo infranqueable

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 3.5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
3.6
47 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Acción
  • Fecha de estreno: 22/02/2013
  • Director: Tom Tykwer, Andy Wachowski, Lana Wachowski
  • Actores: Tom Hanks (Dr. Henry Goose / director Hotel / Isaac Sachs / Dermot Hoggins / Cavendish parece un actor / Zachry), Halle Berry (Mujer nativa / Jocasta Ayrs / Luisa Rey / Indian Party Guest / Ovid / Meronym), Jim Broadbent (Capitán Molyneux / Vyvyan Ayrs / Timothy Cavendish / músico coreano), Hugo Weaving (Haskell Moore / Tadeusz Kesselring / Bill Smoke / Nurse Noakes / Boardman Mephi / viejo Georgie), Jim Sturgess (Adam Ewing / padre de Megan / Highlander / Hae-Joo Chang / Adam / Zachry cuñado), Doona Bae (Tilda / madre de Megan/ mujer Mexicana / Sonmi-451 / Sonmi-351 / Sonmi Prostitute), Ben Whishaw (chico de la cabina / Robert Frobisher / Georgette / Tribesman), Keith David (Kupaka / Joe Napier / An-kor Apis ), James D´Arcy (Young Rufus Sixsmith / Old Rufus Sixsmith / Nurse James / Archivist), Xun Zhou (Talbot / Hotel Manager / Yoona-939 / Rose), David Gyasi (Autua / Lester Rey / Duophsyte), Susan Sarandon (Madame Horrox / vieja Ursula / Yusouf Suleiman / Abbess), Hugh Grant (Rev. Giles Horrox / Hotel Heavy / Lloyd Hooks / Denholme Cavendish / Seer Rhee / Kona Chief)
  • Nacionalidad y año de producción: Alemania, China, EE.UU., 2012
  • Calificación: No recomendada menores de 16 años

+ info

Concebida de salida como película vocacionalmente de referencia, como cine de culto, como políptico que ilustra una cierta manera de mirar y entender al Ser Humano y su entorno en los primeros compases del siglo XXI, El atlas de las nubes nace con propósito de ser película para la eternidad, y ese es un peso que a veces es lastre más que impulso. Pocas películas, o quizá ninguna, ha visto el cine internacional en lo que va de centuria tan pretenciosa como esta. Pasado, presente y futuro de la especie; actos individuales que determinan drásticamente el destino de todos; evolución e involución como dos caras de la misma moneda, como yin y yang inasumibles el uno sin el otro, lo nuevo de los Wachowski (y de Tom Tykwer) es cine de alto calado ético y sociológico.

Se diserta aquí sobre lo divino y lo humano en un tono que no puede calificarse precisamente de ligero. El atlas de las nubes es cine de ambición desmedida. Tres horas de indagación en el laberinto de la naturaleza humana y los daños colaterales que el lado oscuro de esta acierta a causar, cortadas por el patrón de la irregularidad. Cine de ese con alardes de excelencia a los que es difícil resistirse, con minutos de cine memorable matizado por otros meramente retóricos y víctimas de una ambición estructural desmedida, la que es, sin duda, una de las películas más singulares e imperfectamente genuinas del curso 2012-2013, basculando entre la genialidad y la ordinariez, entre lo lúcido y lo vulgar.

Pesa más la sombra de la obra maestra que pudo ser que la entidad, más o menos notable, del montaje final en sí, que no acierta a equilibrar adecuadamente las diferentes subtramas, a engarzar la lógica interna y el lirismo entrecruzado de los diferentes fragmentos.

A El atlas de las nubes le pierde la hondura ocasionalmente forzada de su gran discurso. Eso no necesariamente le resta méritos. Cinematográficamente es una película muy notable, en todas las facetas, y se suceden con inconstancia las píldoras de cine-tratado de filosofía hipnóticas, diálogos de un espesor sociohistórico nada despreciables. Lo malo es que es película de esas que cautiva a ratos y agota, por estéril y redicha cuando revela sus limitaciones, su incapacidad para abarcar discurso tan vasto y tan etéreo con una propuesta escénica y visual del todo coherente.

Esa coherencia no está, y manda la sensación de que sobran minutos en algunos de los retablos del políptico y falta espesor y desarrollo en otros con mimbres muy prometedores. Sucede que los Wachowski no logran poner en orden, no logran hacer funcionar de manera convincentemente orgánica material con tanto recorrido, ambiciones tan gruesas y tan explícitas. Con todo El atlas de las nubes es una película diferente a todo, cuyos defectos son también espejo de su excepcionalidad como blockbuster introspectivo, y consecuencia de una planificación de proyecto excepcionalmente pretenciosa, para lo bueno y para lo malo.

Ir a la película >

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.



La revista hace un paréntesis

Por la situación actual, la revista Guía del Ocio ha tenido que hacer un paréntesis, pero pronto regresará.

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs

Logo del blog de Guía del Ocio Revoluciones por Minuto

RPM: “ROBERT JOHNSON”

De Luis Javier Martínez

Robert Johnson, probablemente en 1937 / Foto: Star Telegram Archives. Tal día como hoy, 8 de Mayo pero de 1911 nacía en el...


Podcast de cine: BUTACA VIP