El País

Crítica: Los debutantes Nat Faxon y Jim Rash se agarran al estereotipo de la comedia indie de multisala en una película, con todo, disfrutable del primer al último minuto

  • Autor: Roberto Piorno
  • Fecha:
El camino de vuelta

Lo mejor:
Que cuando acaba te quedas con ganas de más

Lo peor:
Su fidelidad al abc de la comedia indie de gran estudio

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 2.5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
2.6
5 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Comedia dramática
  • Fecha de estreno: 25/10/2013
  • Director: Nat Faxon, Jim Rash
  • Actores: Steve Carell (Trent), Toni Collette (Pam), Allison Janney (Betty), AnnaSophia Robb (Susanna), Sam Rockwell (Owen), Maya Rudolph (Caitlin), Liam James (Duncan), Rob Corddry (Kip), Amanda Peet (Joan), River Alexander (Peter), Zoe Levin (Steph)
  • Nacionalidad y año de producción: EE.UU., 2013
  • Calificación: Pendiente por calificar

+ info

El camino de vuelta sigue un libro de ruta extremadamente familiar. Fiel a las convenciones y tipismos más recurrentes del indie de gran estudio, prima lejana de Pequeña Miss Sunshine que fue modelo a seguir, y espejo en el que mirarse de ese independencia de pega detrás de la cual las major disfrazan su películas "serias", diseñadas para un público adulto, la ópera prima de Nat Faxon y Jim Rash asume pocos o ningún riesgo. Es cine, en efecto, de fórmula, en el diseño de los conflictos, en el modelo de interdependencia de los personajes, en los tiempos, el equilibrio tragicómico, en los paisajes y en las canciones.

Cine de ese que creemos haber visto ya una y mil veces y que, sin embargo, y he ahí la sorpresa, a la larga seduce. Faxon y Rash, cierto, no inventan nada. Su película es la clásica historia de iniciación de un adolescente atolondrado mano a mano con un verano de esos que te cambian radicalmente la vida.

Pero dentro del estereotipo la comedia tiene encanto. Su personajes son próximos, sus sinsabores, decepciones y desencuentros, si bien muy sobados, están descritos con ingenio. El camino de vuelta no comete la torpeza de explorar la trillada vertiente romántica del relato. La pareja de directores acierta dejando la historia de amor formativa en un segundo plano para poner el acento en el relato de una amistad ortopédica, entre un chaval sin palabras, reñido con el mundo, perpetuamente triste, como los adultos prematuros, y un adulto que nunca dejó de ser niño.

Es la química entre ambos, la compenetración modélica entre Liam James y un soberbio Sam Rockwell (todas y cada una de sus intervenciones resultan antológicas) la clave de bóveda de una película que encuentra el modo de ser diferente dentro del homogéneo artificio de indie prefabricado que nutre la dramedia.

Personajes sencillos pero empáticos, tópicos bien ensamblados y un entrañable olfato para los entresijos de la clásica iniciación sentimental de toda la vida, son la espina dorsal de una película que debe mucho al impagable desempeño de todos y cada uno de los integrantes de un elenco rocoso y sin fisuras.

Ir a la película >



Guía del Ocio en App Store Guía del Ocio en Google Play

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs


Podcast de cine: BUTACA VIP