El País

Crítica: Andrew Stanton cose con habilidad retales de películas insignia del fantástico y la ciencia-ficción con un un espectáculo sideral tan entretenido como poco original

  • Autor: Roberto Piorno
  • Fecha:
John Carter

Lo mejor:
Que entretiene, que es de lo que se trata

Lo peor:
Que clona descaradamente material ajeno

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 4 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
4
23 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Acción
  • Fecha de estreno: 09/03/2012
  • Director: Andrew Stanton
  • Actores: Taylor Kitsch (John Carter), Lynn Collins (Dejah Thoris), Mark Strong (Matai Shang), Willem Dafoe (Tars Tarkas), Bryan Cranston (Powell), Dominic West (Sab Than), James Purefoy (Kantos Kahn), Polly Walker (Sarkoja), Thomas Haden Church (Tal Hajus), Samantha Morton (Sola), Daryl Sabara (Edgar Rice Burroughs)
  • Nacionalidad y año de producción: EE.UU., 2012
  • Calificación: No recomendada menores de 7 años

+ info

Nada en John Carter es siquiera accidentalmente genuino. Basada en una novela poco conocida del visionario Edgar Rice Burroughs, la cinta echa raíces en una visualización anacrónica el espacio exterior, fruto de un tiempo en el que la imaginación cubría los huecos que la ciencia aún no podía colmar. Efectos especiales aparte la cinta es poco más que un pastiche espacial-mitológico de los 50 pero con la artillería visual de un espectáculo del siglo en curso.

Eso sí, no es original ni como arcaismo; Andrew Stanton imagina el rocambolesco universo marciano de John Carter mirando descaradamente de reojo a clásicos recientes del fantástico y la ciencia-ficción explícitamente citados. Su película es visual y conceptualmente un collage muy conseguido de Star Wars, Serenity o Prince of Persia, por citar solo tres de los múltiples ejemplos que vienen a la mente. Nada en ella perdura, porque sus mejores virtudes se diluyen en el recuerdo de experiencias cinematográficas previas que sí asumían los riesgos que Stanton decide no asumir.

Hay más, John Carter es el típico y tópico cuento de héroe por accidente, de salvador de mundos ajenos alrededor de una previsible historieta de amor héroe-princesa que progresa desde el clásico desprecio mutuo basado en una tensión sexual evidente y no resuelta hasta una explosión de romanticismo ñoño al más puro estilo George Lucas. Al fin y al cabo el romance entre Carter y la princesa Dejah es una redición, sin apenas matices, de aquel otro legendario entre el cowboy solitario Han Solo y la temperamental princesa Leia de la trilogía galáctica.

Ahora bien, aún asumiendo las lagunas de concepto y la escasa imaginación que rezuma una puesta en escena a todo trapo pero demasiado gregaria de otras de parecido pelaje, John Carter es de esas contadas películas que sabe copiarse del vecino con clase. Stanton teje un universo propio poblado de retales prestados de otras películas, pero la entidad del diseño de producción y la pasta invertida en los efectos visuales lucen resultonas. Hay más, Stanton es un narrador de vieja escuela para lo bueno y para lo malo. Su película se atiene, cierto, a los patrones tradicionales de romance y aventura de los clásicos de los 80. Paradójicamente es un punto a favor, pires que John Carter no sea original, que no lo es, pero está contada con gracia, en torno a un esquema dramático tan elemental como efectivo y conteniendo, que ya tiene mérito con los tiempos que corren, la adrenalina digital para que no devore la minúscula historia. Más allá de sus explícitos defectos John Carter es cine entretenido y dotado de un sentido del ritmo ágil y coherente. No es poco a tenor de la que está cayendo en el cine comercial de gran presupuesto.

Ir a la película >



Guía del Ocio en App Store Guía del Ocio en Google Play

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs