El País

Crítica: Sonrisas y lágrimas

  • Autor: Diego Salgado
  • Fecha:
La promesa

Lo mejor:
A la película no le tiembla el pulso a la hora de combinar ficción y hechos históricos espinosos

Lo peor:
En los últimos minutos, su apuesta desenfrenada por el melodrama provoca rubor

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 3.5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
3.5
29 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Drama
  • Fecha de estreno: 02/06/2017
  • Director: Terry George
  • Actores: Oscar Isaac (Mikael Boghosian), Charlotte Le Bon (Ana Khesarian), Christian Bale (Chris Myers), Daniel Giménez Cacho (Reverendo Dikran Antreassian), Shohreh Aghdashloo (Marta Boghosian), Tom Hollander (Garin), Alicia Borrachero (Lena)
  • Nacionalidad y año de producción: España, EE.UU., 2016
  • Calificación: No recomendada menores de 12 años

+ info

A pesar de no desentonar en exceso frente a realizaciones suyas previas como En el nombre del hijo (1996) y Hotel Rwanda (2004), y de ejemplificar un tipo de cine que aún tiene cierta demanda en los circuitos de la versión original subtitulada y las sobremesas televisivas, no cabe negar a la nueva película del guionista y director irlandés Terry George un carácter insólito, lindante casi con la incorrección política. En unos tiempos que han anatemizado la ficción tradicional made in Hollywood, y que fuerzan el tratamiento en la esfera pública de cualquier conflicto social o histórico con maneras graves y concienciadas, George apuesta en La promesa, de la que no por casualidad es coguionista Robin Swicord Cuando salí de Cuba (1995), Memorias de una Geisha (2005)–, por un melodrama excesivo hasta lo naif, que tiene como marco ni más ni menos que el exterminio del pueblo armenio llevado a cabo por las autoridades turcas entre 1915 y 1923.

Contra semejante telón de fondo, el primer genocidio del siglo pasado, George y Swicord plantean una miscelánea de intriga, folletín y aventuras centrada en Mikael Boghosian ( Oscar Isaac), un joven turco de origen armenio que viaja en 1915 a Estambul para cursar estudios en medicina, su gran vocación, gracias a la dote que se le ha otorgado al prometerse en matrimonio con una joven de un pueblo cercano al suyo, Maral (Angela Sarafyan). Al poco de llegar a la gran ciudad, sin embargo, la vida de Mikael se ve trastocada por completo, debido al estallido de la represión contra los armenios emprendida por un Imperio Otomano ya en decadencia, y a que se ha enamorado de una institutriz, Ana ( Charlotte Le Bon), ligada sentimentalmente a su vez a un periodista estadounidense, Chris ( Christian Bale), que hará lo posible y lo imposible por contar al mundo la atrocidad dispuesta por el gobierno turco contra parte de su población.

Si La promesa es efectiva durante la mayor parte de su metraje, no es gracias a la armonía de su relato, que peca de telegráfico y antojadizo en demasiadas ocasiones. Ni a lo destacable de sus aspectos técnicos: aunque varias secuencias salgan adelante gracias sobre todo al oficio del director de fotografía Javier Aguirresarobe y, en especial, el músico Gabriel Yared, la mayoría adolecen de una planificación vulgar, o recurren a transparencias digitales que provocan efectos kitsch. Es el entusiasmo, la falta de vergüenza, con que Terry George pone en escena las cuitas sentimentales de los protagonistas –a los que dan vida sin asomo de ironía los intérpretes–, lo que genera que la película se vea sin que desfallezca su interés en ningún momento. Más aun, que nos acabe por convencer de que no existen las tragedias colectivas, adscribibles a banderas, sino que son la injusticia y las desdichas acaecidas a cada individuo las que sedimentan el rumbo de la Historia.

Hay en este sentido algunas escenas muy bellas, de alta intensidad emocional, como aquella en la que Mikael y Maral se despiden sin saber que será la última vez que se vean, o esa otra en que Chris comprende y acepta el hecho de que el corazón de Ana pertenece a Mikael. Por desgracia, La promesa se abisma en ese anecdotario romántico, en las sonrisas y las lágrimas, hasta el extremo de dar de lado toda verosimilitud en un momento clave: el dramático rescate en septiembre de 1915 por la marina francesa de un grupo numeroso de armenios sitiados por los turcos en la montaña Musa Dagh, lugar en el que se hace confluir a Mikael, Ana y Chris. George y Swicord están tan preocupados por brindar un cierre singular a la narración, por hacer que la película perdure en la memoria cinéfila, que el equilibrio entre fábula y recreación histórica naufraga.

Ir a la película >




Servicios


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs

Logo del blog de Guía del Ocio LA GASTRONOMA

15 RAZONES PARA VISITAR ECHAURREN

De Mapi Hermida

“La culpa la tuvieron las colmenillas”. Sí, esa fue exactamente la frase que dijo una de las personas sentadas en nuestra...


Podcast de cine: BUTACA VIP