El País

Crítica: La dimensión social del amor

  • Autor: Roberto Piorno
  • Fecha:
Langosta

Lo mejor:
Un planteamiento de muchos quilates

Lo peor:
Que va de más a menos y pierde mucho fuelle de ecuador en adelante

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 3.5 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
3.4
37 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Ciencia-ficción
  • Fecha de estreno: 04/12/2015
  • Director: Yorgos Lanthimos
  • Actores: Colin Farrell (David), Rachel Weisz (mujer miope), Jessica Barden (Mujer de la nariz ensangrentada), Angeliki Papoulia (Mujer sin corazón), John C. Reilly (Lisping Man), Léa Seydoux (mujer solitaria)
  • Nacionalidad y año de producción: Reino Unido, Francia, Grecia, Irlanda, 2015
  • Calificación: No recomendada menores de 16 años

+ info

En un tiempo en el que la soltería es un estigma social, una tara a ojos del entorno próximo y lejano, una traición a las expectativas de normalidad afectiva institucionalizada que prevé una existencia en pareja como único antídoto contra el presunto vacío existencial de la soledad, incluso cuando esta es elegida libremente, Yorgos Lanthimos se propone como paladín de los outsiders riéndose a pierna suelta de las ridículas convenciones de una sociedad enferma que ha convertido las tendencias en reglas, las inclinaciones en obligaciones. Langosta es una mirada sulfúrica a ese mundo de cartón, de esas vidas simulacro que compran la moto de una felicidad prefabricada en torno a hábitos bendecidos por la mayoría, y revestidos de una fachada de normalidad que, en realidad, es puro maquillaje. El cineasta griego desglosa el lado oscuro de ese impulso antinatura, el de amar como nos dicen que amemos con una alegoría despiadada, una comedia romántica abstracta que trata de indagar en el porqué de esos comportamientos sociales que interfieren en el desarrollo normal de los afectos desde la provocación de un teatro del absurdo, con falso dispositivo de ciencia-ficción, que es también una falsa comedia sentimental y un falso drama social, todo en uno.

En Langosta nada es lo que parece, y en efecto, Lanthimos despierta nuestra perplejidad ante la audacia de un planteamiento inicial incendiario, alrededor de un Hotel imposible, que es el purgatorio al que van a parar todos los solteros, naturalmente repudiados, en una última oportunidad con fecha de caducidad de encontrar la media naranja, o renunciar a su condición humana para convertirse en un animal de libre elección. La premisa es potente, y el director griego sabe colocar las piezas en el tablero sacándose de la manga cuarenta y cinco minutos de cine de pata negra, a colación de los desvelos de un puñado de recién llegados arrojados a una rutina demencial y alienante de purga de su intolerable soltería en una atmósfera turbadora, y en un atrezo deliciosamente absurdo que envuelve la dramaturgia ingeniosa de algunos de los minutos de cine cómico más lúcidos, provocadores e inspirados del año.

El problema es que el efecto sorpresa tiene una autonomía limitada, y Lanthimos no termina de encontrar continuidad a la ocurrencia en los erráticos segundo y tercer actos. Langosta sigue siendo entonces una película osada e inteligente, pilotada por el mejor Colin Farrell que hemos visto nunca, pero a ratos el relato parece avanzar ya sin rumbo, digiriendo mal la transición entre la parábola del mal soltero y la alegoría del emparejamiento nocivo.

La cinta cambia de rostro de ecuador en adelante, y es como si Lanthimos comenzara a construir los cimientos de una segunda película que nunca llega a funcionar igual de bien que la primera. El guion se vuelve errático y digresivo, y la fórmula, que luce, insistimos, multitud de aciertos y virtudes, pierde algo de la frescura y el mordiente del brillante primer acto. Al final queda la sensación de una oportunidad perdida, pero Langosta tiene argumentos más que suficientes para merecer un vistazo. No hay duda de que se trata de una de las comedia más genuinas y originales del año. Para bien y para mal.

Ir a la película >



Servicios


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs


Podcast de cine: BUTACA VIP