Crítica: Típica y tópica comedia de estafa que maquilla sus lagunas gracias al talento del trío protagonista

  • Autor: Roberto Piorno
  • Fecha:
Un plan perfecto (Gambit)

Lo mejor:
La química entre los tres protagonistas

Lo peor:
Lo mucho más que uno espera de un guión de los Coen

Valoración GDO


Valoración usuarios
  • Actualmente 3 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
3.2
11 votos

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

  • Género: Comedia
  • Fecha de estreno: 15/02/2013
  • Director: Michael Hoffman
  • Actores: Cameron Diaz (PJ Puznowski), Alan Rickman (Lionel Shahbandar), Colin Firth (Harry Deane), Stanley Tucci (Martin Zaidenweber), Cloris Leachman (abuela Merle), Tom Courtenay (Alcalde Wingate), Anna Skellern (Fiona), Senem Temiz (Diner), Togo Igawa (Takagawa), Chillie Mo (Chuck Miller), Sarah Goldberg (ejecutiva Wilson)
  • Nacionalidad y año de producción: EE.UU., 2013
  • Calificación: Todos los públicos

+ info

Remake de una comedia ya de por sí ultraligera protagonizada en 1966 por Michael Caine y Shirley McLaine, Un plan perfecto (Gambit) exprime sin pudor la práctica totalidad de lugares comunes de la comedia clásica de timo y estafa mirando de reojo el original, haciendo camino propio pero sin llegar muy lejos, sin buscar las cosquillas a la cinta de Ronald Neame. Lo nuevo de Michael Hoffman, autor de la conmovedora y subestimada La última estación descansa sobre la apañada presentación de diálogos, sin duda más agudos de lo que se estila en películas ultraplanas de esta jaez, por cortesía del guión de los Coen, que están solo de refilón, y que se significan más por su ausencia que por su presencia.

Uno no puede dejar de preguntarse qué habría sido de Un plan perfecto (Gambit) si los hermanos hubiesen asumido la responsabilidad de dirigir en primera persona. Y es que a la película le falta precisamente eso, un toque Coen o sucedáneo, un desafío a lo convencional más decidido, un punto de osadía y una tuerca de menos para tener su aquel en el momento presente. Lo que queda, sin embargo, es una comedia de anteayer, una película de las de antes rodada ahora pero sin criterios ni empeño de puesta al día.

El resultado es, decíamos, ligero. La película se fundamenta sobre cimientos muy elementales: un guión potable, aunque no precisamente notable, y tres actores solventes (Cameron Díaz, voluntariosa, carece de los recursos para la comedia monogestual que les sobra a sus dos compañeros de reparto) que se divierten y divierten con casi nada, ganándose su sueldo a costa de forjar una estimable química a tres bandas que, entre tanta gracieta intrascendente y tras el aura de comedia arcaica, es donde los nueve euros del precio de la entrada lucen y parecen bien gastados.

Ir a la película >

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.



La revista hace un paréntesis

Por la situación actual, la revista Guía del Ocio ha tenido que hacer un paréntesis, pero pronto regresará.

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota






Podcast de cine: BUTACA VIP