Restaurantes en Madrid



Otros servicios

Crítica: El bar de la esquina

  • Autor:
  • Fecha: 04/04/2006

Glass Bar se ha convertido, desde su apertura, en el punto de encuentro más glamouroso de la capital.

Glass Bar
  • Tipo de cocina: Española
  • Especialidad: Sashimis, ensaladas, pescados y carnes
  • Dirección: Carrera de San Jerónimo, 34. Madrid
  • Teléfono: 91 787 77 70

+ info

Hay lugares que se convierten en emblemas desde que empiezan a existir, que son imprescindibles en la identidad de las ciudades como si siempre las hubieran habitado. Ocurrió, por ejemplo, con el rascacielos Flatiron de Nueva York que hace más de 100 años modificó radicalmente la fisonomía de Manhattan definiendo el vigor urbano de la Gran Manzana. El Hotel Urban, frente a las Cortes, supone, salvadas distancias, algo parecido para Madrid, por su efecto de faro cosmopolita. El Glass bar, esquina rutilante y privilegiada del hotel, se ha convertido desde su apertura hace un año en el punto de encuentro más glamouroso de la capital. Servicio jovial, profesional y discreto en apenas 45 metros cuadrados de transparencia y luz dorada, y una de las mejores coctelerías de la ciudad evidencian su acontecimiento. Ahora esa corriente de predilección noctámbula, se prolonga durante el día con dos buenas ideas del singular tandem formado por Francisco Patón, director de restauración del Urban y Joaquín Felipe, discípulo de Luis Irízar y chef de Europa Dëcó, el restaurante del hotel.

La primera de ellas es el brunch dominical, lounge-jazz matutino con nostalgias de Breakfast at Tiffany's. Si bien destacan en primer plano sus ostras, el caviar y el champagne, la propuesta es un festival colorista de soberbias especialidades culinarias universales, en esta mixtura de almuerzo y desayuno que es brunch, como son los huevos benedictine y otras jugosas iniciativas: brochetas al cilantro, sushis, ceviches y sutiles agasajos del oficio repostero en forma de magdalenas, plum-cakes o bizcochos. Aún más innovadora es la segunda sugerencia, propicia al almuerzo urbano cotidiano. Por puro poder de la marca se denomina Glass Box y consiste en una torre cilíndrica de tres niveles: un contenedor apilable para secuenciar el ágape in situ o llevarse la comida; una modalidad de take Hawai que permite almorzar en forma con aires de pic-nic. A disposición del comensal, un menú diferente cada día con platos habituales del Europa: sashimis, ensaladas, pescados y carnes de elaboración certera coronados de repostería artesana. Si se lleva fuera, el contenedor requiere una fianza retornable o canjeable con otra prestación. La infraestructura del Hotel Urban es fascinante, más allá de su vertiginosa escalera de Pan de Oro de Orsini, la muestra de arte egipcio del subsuelo o la arquitectura vanguardista de Carles Bassò y Mariano Martitegui. Pero lo que atrapa es que siga seduciendo con iniciativas gastronómicas diferentes.

Luis Cepeda

El sabor del domingo

La mañana del domingo sugiere el asueto gastronómico del brunch -apócope de breakfast (desayuno) y lunch (comida)- que acreditan también, de un tiempo a esta parte y entre las 11 a las 16 horas, otros establecimientos como Nina, Café Oliver, el Ritz o Le Petit Bistrot. La lectura de la prensa dominical y la despreocupación festiva acompasan el deleite heterogéneo y lúdico de la modalidad.

Ir al restaurante >

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.



La revista hace un paréntesis

Por la situación actual, la revista Guía del Ocio ha tenido que hacer un paréntesis, pero pronto regresará.

Servicios

Venta de entradas

Sorteos y promos

Ocio en familia con Lola La Mota


Recibe semanalmente los mejores
planes y premios del Club. ¡Suscríbete!




Blogs


Podcast de cine: BUTACA VIP